CEMUSA: Qué es arrow Noticias arrow Externas arrow 12-11-2014 informaciones de las secretarías de Mujer e Igualdad de CCOO
12-11-2014 informaciones de las secretarías de Mujer e Igualdad de CCOO Imprimir E-Mail
12-11-2014 informaciones de las secretarías de Mujer e Igualdad de CCOO

RAFAELA PIMENTEL: "Seguimos siendo las otras"

En diciembre de 2003, en el número 10 de la revista Trabajadora, Carmen Briz entrevistaba a Rafaela Lara, empleada de hogar. Han pasado desde entonces 11 años y las condiciones de trabajo para las empleadas domésticas han mejorado en parte, pero no tanto ni tan rápido como desean quienes se emplean en este sector. No parece casual que se trate de un yacimiento ocupado principalmente por mujeres inmigrantes.

 

Rafaela Pimentel.

 

Rafaela Pimentel.

RAFAELA PIMENTEL recuerda siempre que es: “De origen dominicano” y que llegó a Madrid en 1992, devolviéndole la visita a los ‘conquistadores españoles’ que pisaron su tierra 500 años antes y se la reapropiaron. Lleva, por tanto, en nuestro país 22 años, la mayor parte de ellos trabajando y viviendo en la ciudad de Madrid y posee nacionalidad española. Siempre se ha empleado como trabajadora del hogar y como cuidadora de menores, a pesar de su formación para otro tipo de tareas y trabajos más especializados. Como otras muchas de sus conciudadanas llegó a este país buscando mejorar su vida y la de su familia.
     En los primeros años, sufrió en su piel la intolerancia. Así lo contaba en 2003 y, a día de hoy, piensa que no se ha acabado con ella: “Todavía veo las mismas diferencias que nos hacen sentir ‘extraños’ a quienes llegamos de fuera, a quienes somos pobres económicamente, claro, no todas las personas extranjeras sufren el mismo trato. En el caso de las mujeres, seguimos siendo las ‘otras’. Aquellas a quienes se les puede pisotear y negar derechos: como el derecho a un trabajo digno, el derecho a la salud o a la vivienda”.
     Luchadora feminista destacaba en 2003 las diferencias entre mujeres y hombres que migran:”Los medios de comunicación siempre nos tratan como víctimas, como muertas de hambre, que si nos traen engañadas (…) de los hombres no suelen dar esa imagen, nadie va diciendo: ‘pobrecito’ chico que ha venido de allí sólo y que lo han venido a explotar”.
     Entonces, declaraba que lo peor del servicio doméstico no era el trabajo en sí sino la falta de contratos, los bajos salarios y los larguísimos horarios, sujetos a las necesidades de toda la familia: “Continúo exigiendo derechos -junto con otras mujeres organizadas- para que el empleo del hogar y el empleo de los cuidados sean reconocidos y pagados dignamente, porque es de justicia”, explica. Insiste, como entonces, en que lo peor no es el trabajo físico, sino la carga psicológica y emocional de atender a menores o personas en situación de dependencia.

Sus sueños de una vida mejor a veces se convierten en pesadillas debido a legislaciones nefastas: “La ley de extranjería lleva un montón de modificaciones, pero sólo se ajusta a la mano de obra barata, migrante y pobre. Es una ley que hace que una ‘falta administrativa’ (no tener papeles) se convierta en ‘delito’. Las redadas son continuas y se han intensificado, además ahora existen los Centros de Internamiento para Extranjeros (CIES) donde se trata a las personas inmigrantes como delincuentes y donde se les priva de libertad, aunque desde las Administraciones deseen disfrazar esta realidad”.

Se alegra de que algo haya variado en el empleo del hogar: “Ahora, ya se ha incluido en el régimen general, pero sigue siendo un ‘régimen especial’. Se ha conseguido a través de la lucha tenaz de las trabajadoras del hogar. En estos momentos tenemos baja laboral al tercer día (antes no contabilizaba hasta los 29 días), contrato laboral por escrito, vacaciones, pagas extras y la cotización a la Seguridad Social, por parte del empleador, si se trabaja más de 60 horas. Si se trabaja menos ésta la paga la trabajadora y por esta cuestión hubo un duro enfrentamiento con el Gobierno. Por lo general, los cambios se hacen sin tener en cuenta la opinión de las trabajadoras del hogar ni de las expertas feministas”.

Pese a estos pequeños avances, piensa que la situación actual es de mayor precariedad para las trabajadoras: “Con la actual ‘crisis’ económica algunos empleadores se aprovechan y estamos encontrando casos espeluznantes, como por ejemplo, familias que pagan a una persona interna 300 euros al mes, sin tener un día libre, sin pagas ni vacaciones. Muchas personas desempleadas, en alta situación de vulnerabilidad, están aceptando estas situaciones de verdadera esclavitud y en condiciones estresantes, como por ejemplo hacer el mismo trabajo en menos tiempo y por menos salario”.

Actualmente, las trabajadoras domésticas están exigiendo al Gobierno español que ratifique el convenio 189 de la OIT para ampliar los derechos laborales y para que se cumplan los acuerdos y convenios internacionales: “Muchas trabajadoras domésticas de todo el Estado español nos agrupamos en torno a la Plataforma Grupo Turín, desde donde estamos trabajando para conseguir, entre otras, esta reivindicación”.

Pero además, Rafaela Pimentel exige: “Que se hagan buenas políticas en relación al servicio doméstico, ya que este trabajo ha estado, durante muchos años, escondido tras las puertas o bajo las alfombras; pero, las trabajadoras domésticas, con nuestras luchas, estamos sacando todo a la luz. Por eso nos dirigimos a los medios de comunicación, a la Asamblea de Madrid, a diputadas y diputadas del Congreso para que el empleo de hogar y los cuidados se pongan en el centro de la vida para quienes lo necesiten que, según las estadísticas, seremos cada vez más las personas mayores, solas y enfermas que necesitaremos de cuidados específicos. Por eso, este empleo, al igual que otros, debe tener las mismas condiciones, los mismos derechos y obligaciones.

 

 
< Anterior   Siguiente >

En caso de dificultad, rogamos contacte con nosotros. cemusa@usal.es

Acceso

En colaboración con

Advertisement
Fundacion General Universidad de Salamanca

Agenda

« < Diciembre 2018 > »
L M X J V S D
26 27 28 29 30 1 2
3 4 5 6 7 8 9
10 11 12 13 14 15 16
17 18 19 20 21 22 23
24 25 26 27 28 29 30
31 1 2 3 4 5 6

Vídeos