Revista "El futuro del pasado". Abierto plazo de recepción de originales
Revista "El futuro del pasado". Abierto plazo de recepción de originales

El próximo número (5, 2014) dedicará su sección monográfica a “Cine e Historia: revisiones metodológicas y críticas". El plazo de recepción de originales para el monográfico estará abierto hasta el 1 de marzo de 2014 (redaccion@elftuturodelpasado.com).

Por su inmensa capacidad narrativa y el realismo que emana de sus imágenes y sonidos, el cine se sitúa en una posición privilegiada para presentar la Historia a su audiencia. Desde su nacimiento y hasta la actualidad, las películas (de ficción, documentales y experimentales) se han convertido en fuente primaria de conocimiento tanto al representar historias sobre eventos pasados como al reflexionar sobre temas contemporáneos.

Más allá del habitual estudio de películas de  Género histórico o épico, es preciso rescatar al cine y la Historia de los compartimentos estancos en los que algunos académicos los han situado, reformulando ambas disciplinas y enriqueciéndolas a través de su encuentro. Desde la Historia, todavía hoy encontramos cierta sospecha hacia el uso del cine como herramienta didáctica y de investigación académica por su pretendido bajo grado de verosimilitud. Esta situación ha cambiado de manera drástica desde los años 70, momento en el que el cine se aproxima a las Ciencias Sociales. Con autores como Pierre Sorlin y Marc Ferro a la cabeza, los resultado teóricos de relacionar cine e Historia han venido ofreciendo investigaciones y obras de gran interés. Las películas, como agentes y fuentes de la Historia, son esenciales para comprender un determinado período y sociedad. Así, desde la Historia, los estudios fílmicos, la sociología, la psicología, la lingüística, los estudios de género, la estética, los estudios postcoloniales, etc., se ha de reflexionar sobre la utilidad y fiabilidad de las películas como fuentes de conocimiento histórico, lo cual ofrecerá, como resultado, interpretaciones relevantes. Cuestionando el mensaje, la forma y el contexto de producción y recepción de las películas objeto de estudio, contrastando éste con obras históricas “serias” y usando diversas metodologías según lo exijan obras, etapas, géneros o autores, el análisis resultante se convierte en espacio destacado de conocimiento y profundización histórica.

Los análisis de películas específicas, autores, grupos de filmes y épocas son el punto de partida que provocarán la reflexión sobre las relaciones que surgen de estudiar de manera conjunta el cine y la historia. Por ello, los trabajos a ellos dedicados serán de especial interés para este monográfico. Más Información